El entrenamiento del Poni y/o Caballo

Sesión de entrenamiento de un caballo o poni joven en el nivel de iniciación.

Como iniciar la sesión de entrenamiento
Enseñar al caballo a obedecer las ayudas
Relajación ~ El Paso atrás

Primera Fase

La finalidad del entrenamiento básico del caballo o pony joven es aprender y aceptar las ayudas del jinete, moviéndose hacia delante con cadencia, impulsión y calma.

Alguien deberá sujetarlo y tranquilizarlo mientras subimos, a fin de evitar nerviosismos y que pueda aprender a ser obediente, con absoluta confianza.

Toda sesión de entrenamiento debe comenzar con ejercicios de descontracción y relajamiento. No debemos entrar directamente al cuadrilátero; si es posible empezaremos dando unas vueltas alrededor del mismo. Dejamos avanzar al caballo a su antojo con riendas largas.
Es frecuente que el caballo esté pendiente de todo lo que sucede a su alrededor, en esos casos el jinete deberá hábilmente esperar, hasta que éste le haga caso.
En esta fase será de gran utilidad para relajar el caballo, el paso por los "cavalettis" con riendas largas, dispuesto a la medida conveniente para centrarlo en el trabajo.
Pasaremos por los "cavalettis" aunque el caballo esté nervioso, hasta que se haya habituado a ellos y los pase voluntariosa y tranquilamente.
No sería de extrañar que los caballos jóvenes intenten alcanzar la altura del suelo con su hocico, para conocer mejor el obstáculo por el cual está pasando.

Empezaremos el trote manteniendo las manos quietas y permitiendo al caballo observar su alrededor a medida que va aceptando las ayudas del jinete.
El jinete debe encontrar un contacto suave entre el caballo y su mano. Montar al caballo para relajarlo y descontraerlo lleva su tiempo y debemos tener en cuenta que el caballo pasa diariamente 23 horas en la cuadra entre cada entrenamiento.
Es muy importante trotar levantado sin dejar caer el peso sobre la montura, con las manos bajas y quietas, permitiendo al caballo moverse libremente hasta que él empiece a aceptar las ayudas.

Lo más importante en esta fase es que el caballo se acostumbre y acepte el peso del jinete. El caballo no ha nacido con alguien sobre su espalda, sino que tiene que aprender a equilibrarse con el peso del jinete sobre él.

En la doma básica, debemos tener mucha paciencia y dedicación para obtener a cambio la total entrega del caballo para el trabajo.

Una vez el caballo se va centrando en el trabajo, procuraremos que éste alargue su cuello hacia abajo y adelante, buscando el contacto y ampliando el tranco más y más.
El dorso empezará a trabajar correctamente, y su entrega será la correcta, para proseguir con el entrenamiento.

El siguiente objetivo será conseguir que el caballo se encuentre cómodo realizando sus movimientos de forma natural, y procurando tomar un suave contacto por lo que será aconsejable iniciar el galope dejando al caballo expresar su movimiento con total naturalidad para que se encuentre cómodo.
Cuando el caballo toma el contacto cederemos la mano porque no pretendemos recoger la posición del cuello; únicamente pretendemos relajarlo y descontraerlo.

SUBIR
Subir

Segunda Fase

Una vez relajado el caballo empezaremos la siguiente sesión de entrenamiento. Iniciaremos al paso, intentando enseñar al caballo a obedecer nuestras ayudas y siendo capaces de influir en él.
Tras el paso acortaremos las riendas para proceder al trote.

El jinete siente cuando puede sentarse al trote, siente cuando el caballo lo acepta, es entonces cuando comienza a realizar las medias paradas. Este ejercicio lo repetiremos unas cuantas veces en círculo de 20 m. para ello inicia al trote levantado, evitando que el caballo se le escape. El jinete espera el momento para sentarse en el trote, una vez sentado el jinete presiona con las piernas y aguanta suavemente con las manos la boca del caballo, hasta que el caballo lo acepta.
Intentaremos ejercer mayor influencia en el caballo con las transiciones (trote-paso-trote). Esta es la lección más importante que debe aprender nuestro caballo en su nivel de iniciación. Con este ejercicio conseguiremos que el caballo empuje su peso con los posteriores y obedezca las ayudas del jinete produciendo impulsión.

Conseguiremos un caballo musculado en los posteriores y más equilibrado. Cuanto mayor sea la impulsión de los posteriores el caballo quedará más libre para proyectar sus espaldas. Obtendremos más suspensión e impulsión. Pero esto no se consigue en un momento. El proceso de musculación del caballo y de equilibrio empujando con los posteriores puede durar hasta un año.
Para que el caballo comprenda las ayudas del jinete realizaremos transiciones (trote-galope-trote), de esta forma el caballo asimilará las ayudas de salida a galope desde el trote.
Podemos enseñarle la transición aprovechando los ángulos de las esquinas de la pista, para aprovechar la incurvación.
Intentaremos que en el lado mayor el caballo vaya completamente derecho. No debemos acortar el tranco de galope, el tranco de galope debe cubrir terreno, el caballo debe suspenderse, guardar toda rectitud, y mostrar toda su brillantez natural. Por supuesto esto dependerá del talento de cada caballo.
Cuando el caballo consigue un buen tranco de galope debemos alargarlo para que su tranco cubra más terreno, manteniendo la rectitud y proyectando la espalda interior en cada tranco.
Llegando al final de nuestra fase de entrenamiento, dejaremos al caballo alargar el cuello cediendo las riendas, éste estará contento y se relajará hacia delante, aceptando totalmente el peso del jinete.

SUBIR
Subir

Tercera Fase

Con el cuello alargado, relajamos al caballo y nos aseguramos que está contento, sin tensión ni ansiedad.
Nuevamente, de vuelta a la cuadra, pasamos por los "cavalettis" para asegurarnos que se ha acostumbrado a ellos, preparándolo para el inicio del día siguiente.

SUBIR
Subir

Cuarta Fase

El paso atrás:
Antes de empezar a enseñarle al poni o caballo este ejercicio, tiene que estar un poquito preparado, es decir tiene que ir franco hacia delante, hacer transiciones sin problemas, paso, trote, galope y a la inversa.
Debemos pedir paso atrás de la siguiente forma, el caballo recto en un lado de la pista, las riendas bien cogidas sin dejarle salir hacia delante, le pedimos con las piernas el movimiento, al darse cuenta que no le dejamos ir para delante, puede dar un paso o dos atrás, con esto seria suficiente, parar, poner andar adelante y acariciar, no repetir muchas veces.
Cuando el caballo es muy reacio a aprender este ejercicio tenemos o bien que hacerlo de bajado o montado con un ayudante por delante, este solo tocara con una fusta la zona de las rodillas o el pecho, toquecitos al tiempo que se le habla.
Al principio no es importante que se tuerza, solo importa que se mueva para atrás, lo demás vendrá más adelante, acariciar mucho y tranquilizarle.

Cuando nuestro poni o caballo ya hace caso de las ayudas del paso atrás y obedece, tendremos que empezar a pensar también en la rectitud y su corrección, también de la puesta en mano.

Ejemplo: pedimos paso atrás y notamos que la grupa se esta desplazando al lado derecho, lo que tendremos que hacer es abrir la rienda derecha y utilizar con más intensidad la pierna del mismo lado.
Si cuando pedimos el ejercicio levanta la cara, primero corregimos la posición de la cabeza y después otra vez le indicamos el desplazamiento, siempre todo muy despacio y dos o tres pasos solamente, ya tendremos tiempo de pedir más.

SUBIR
Subir

RECUERDA
************

El jinete debe motivar al caballo para que este exprese todo su talento natural. Esto es realmente importante cuando el caballo intenta alargar sus trancos mostrándonos la brillantez de sus movimientos.

Si el caballo aprende si temor, nos lo agradecerá siendo su entrega proporcional a su estado anímico.
Gracias a ello el caballo podrá afrontar más y nuevos ejercicios, y siempre debemos agradecerle su colaboración en el trabajo que le proponemos.

Trabajar las Diagonales, Transiciones (trote-paso-trote), (galope-trote-galope) y Medias paradas, para conseguir una mejor flexibilidad del dorso, y un mejor remetimiento de los posteriores.


Atrás

Los ponys ] Recoger y Sujetar el Poni ] El Cuidado y la Limpieza del Poni ] Equipar al Poni ] Proteger las Extremidades ] El Herraje ] Aprende Jugando ] Aprendiendo I ] Aprendiendo II ] Aprendiendo III ] Dar cuerda al Poni ] [ El Entrenamiento del Poni ] El salto ] La Doma Clásica ] Los Ponis en Competición ] Normativas y Titulaciones ] Equinoterapia o Terapia a Caballo ] Juegos a Caballo ] Las Excursiones ] Los Dichos ] Los Hechos ] Los Centros de Equitación ] Noticias ] Nuestros Maestros ] Protagonistas ] Razas ] Vocabulario ] Vocabulario Peculiar ]

Queda prohibida la reproducción y/o modificación total o parcial del contenido de estas páginas en cualquier medio, sin autorización previa del autor y por escrito.

Diseño y contenido de la página; © Poni Exprés 1999 - 2010